Las razones del BCU para pensar que hay “indicios” de lavado en Cambio Nelson

Unas 20 personas tenían depositados 8.500.000 de dólares en la empresa Cambio Nelson y no realizaron ninguna denuncia cuando cerró la financiera.

Actualizado: 17 de Marzo de 2017 | Por: Emiliano Zecca

Las razones del BCU para pensar que hay “indicios” de lavado en Cambio Nelson

adhoc©Pablo Vignali

En total eran 379 clientes que tenían “depósitos ilegales” en Cambio Nelson. El BCU lo considera así porque las casas de cambio no están autorizadas a aceptar ahorros.

La gran mayoría tenía depósitos pequeños a los que el presidente del Banco Central del Uruguay (BCU), Mario Bergara, les llamó de “menudeo”. Pero había 20 personas que tenían saldos mayores a 50.000 dólares y si se suman todos esos depósitos se llega a un monto de 8.500.000 de dólares. La mitad de esos depósitos estaría relacionado con la familia Sanabria.

Bergara dijo que ninguno de esos clientes que tenía montos significativos ahorrados realizó una denuncia cuando cerró la financiera y esto es un indicio de que podría existir lavado de activos.

Durante esta legislación, el dueño de Cambio Nelson, Francisco Sanabria, participó de las comisiones Especial de lavado de activos y de Hacienda como representante del Partido Colorado por Maldonado. Sanabria, suplente de Germán Cardoso, realizó consultas sobre los reportes de operaciones sospechosas que se le exigían a los agentes no financieros como los escribanos.

El presidente del BCU se refirió también a la responsabilidad del organismo y sus controles.

Bergara sostuvo que este era una “caso puntual” y no “sistémico”. “Había una intención fraudulenta que hizo que se oculte, a priori, cosas que hubieran sido indicios para una intervención previa. No hubo denuncia de los empleados, no hubo denuncia de los clientes, no hubo información que se transfiriera a la base de operaciones del BCU que hiciera pensar que esto se hacía”, expresó.

A partir de este 20 de marzo, el BCU dispuso que todas las casas de cambio, servicios financieros o empresas de crédito deberán advertir en sus cajas que no están autorizadas a recibir depósitos.

 

Noticias relacionadas