El poder como “un objeto de deseo de los hombres” y la peluca de Bordaberry

La cuota femenina fue la principal discusión política de la semana. Las legisladoras Constanza Moreira y Verónica Alonso plantearon en el Parlamento que la discusión de cuota política tiene de fondo una discusión más fuerte por el poder. Algunos hombres respondieron.

Actualizado: 19 de Marzo de 2017 | Por: Redacción 180

El poder como “un objeto de deseo de los hombres” y la peluca de Bordaberry

adhoc©Javier Calvelo

El debate se dio en el Senado cuando se votó esta semana, por unanimidad, establecer la ley de cuota de género a partir de las próximas elecciones.

La ley es la misma que se aplicó para las internas y las elecciones de 2014. solo que aquella era as hoc, por única vez, y ahora queda vigente sin límite de tiempo. Además, se amplía y aplica a las elecciones departamentales y municipales, algo que no sucedió en 2015.

"Acá lo que está en cuestión es una discusión mucho más profunda. No es hombre vs mujer, o mujer vs hombre. Esto termina siendo discusión sobre el poder y sobre quién está al frente del poder. El debate que está detrás de esto, que está ahí y muchas veces no lo decimos, es que está encuestión el poder", expresó.

Las mujeres en Uruguay fueron de las primeras en obtener la ley de divorcio, los derechos civiles, el derecho al voto, pero esto ya es historia y la verdad es que los avances han sido lentos", agregó.

Desde el oficialismo Constanza Moreira redobló la apuesta y apuntó a los hombres y su deseo por el poder

"Siempre he dicho que para los hombres la política tiene un componente libidinal poderoso. Aman la política, quieren hacer política, se sienten bien con el poder", señaló.

"Las mujeres todavía viven la política como sacrificio, sienten más culpa que los hombres y no forma parte del cálculo de felicidad de las mujeres ser presidente de la república o del club de fútbol. Hay que saber ceder poder: los viejos a los jóvenes, los hombres a la mujeres, Montevideo al interior del país", dijo.

La respuesta a Moreira llegó desde el Partido Nacional. El senador Jorge Larrañaga dijo que le teme al poder.

"En mi actuación político puedo confesar que siempre le he temido al poder, le temo a poder. El político o gobernante que no le toma al poder seguramente pueda terminar siendo víctimas de excesos y enormes equivocaciones", expresó.

Moreira tomó de nuevo la palabra para darle un contexto histórico y de qué completa a un hombre o una mujer

"No estoy acusando a la mitad de la humanidad de algo que hagan porque son perversos. Me estoy refiriendo a que el cálculo de poder hace parte de la vida del hombre en la civilización occidental en los últimos dos mil años, y no de la mujer, que accedió ás tardíamente a los derechos políticos", dijo.

"También me refiero a esta imagen que hombres y mujeres tenemos de nuestra felicidad, de lo que nos completa y nos hace plenos. Para la mujer la política sigue siendo sacrificial, más allá senador Larrañaga, de que yo comparto que al poder hay que tenerle miedo y debe haber muchos hombres que lo viven sacrificialmente también. Pero todo indicaría que para las mujeres el ejercicio del poder tiene un costo muy superior al que tiene para los hombres", añadió.

El senador Bordaberry dijo que se sintió mal con el tono del debate y habló de ponerse peluca.

"Quiero decir cómo me siento. Es como que me arrepiento de ser hombre. Esa es la verdad. Porque así me he sentido hoy: he puesto de mí en este proyecto de ley lo mejor, lo más que he podido. Comprometí mi voto el primer día, formamos la subcomisión, trabajamos, pero cuando uno llega acá hablan de nuestro ego, de nuestro apego por el poder, haciendo generalizaciones injustas, porque hay hombres buenos y malos, y mujeres buenas y malas", señaló.

"Terminamos planteando un mundo dividido, cuando estamos todos de acuerdo y todos vamos a votar el proyecto de ley y sacarlo adelante. A mí me dan ganas de irme y ponerme una peluca, porque con todas esas acusaciones que hemos sufrido... Pero vaya si hemos peleado por esto que se está votando. Pero tranquilo, señor presidente, no me voy a poner peluca, pero seguiremos peleando por que haya las mismas oportunidades para los hombres y las mujeres en Uruguay", expresó.

La senadora Daisy Tourné quiso reconocer que el debate y la ley son un avance.

 

Producción: José Benítez para No toquen nada (Del Sol FM)

Noticias relacionadas