Boston River perdió en Paraguay

Cerro Porteño venció de atrás a Boston River por 2-1, en partido de ida de la segunda fase de la Copa Sudamericana disputado este martes en Asunción.

Actualizado: 12 de Julio de 2017 | Por: Redacción 180

Boston River perdió en Paraguay

AFP

Boston River sorprendió de entrada con un juego ofensivo, hábil y veloz que le permitió anotar el primer tanto a los 12 minutos por intermedio de su atacante Bruno Foliados. 

A los 74 minutos emparejó el marcador Alfio Oviedo de cabeza, tras un pase desde la derecha del volante Jorge Rojas. 

A los 77, de la misma forma, gracias a un pase de Rojas desde la derecha, Cerro pasó a ganar el partido.

En tres minutos, el equipo guaraní había hecho un giro de 180 grados en el partido. 

El gol charrúa fue el corolario de una magnífica jugada individual que se generó por el sector derecho. 

Foliados había recibido un pase de pecho de Elbio Pérez para su entrada punzante que además anuló a dos defensores, a uno de los cuales, a Molina, le hizo un túnel antes del gol. 

Balde de agua fría

La conquista fue como un balde de agua fría para los 20.000 fanáticos del pretencioso Cerro Porteño que se dieron cita en el estadio Defensores del Chaco la noche del martes.

El equipo guaraní estrenaba además entrenador, el colombiano Leonel Alvarez. 

Un gran dolor de cabeza para los azulgranas paraguayos fue Pablo Cepellini, hombre orquesta de Boston River y autor de punzantes llegadas hacia el arco defendido por el arquero local Antony Silva. 

El dominio sorprendente de la visita se midió por el primer ataque de Cerro a la valla defendida por Adrián Berbia recién a los 19 minutos de juego. 

La velocidad de los verdirrojos consustanciada con la habilidad de sus jugadores fue imparable para el equipo anfitrión en el primer tiempo. 

Los jugadores locales quedaron anonadados y casi fueron víctimas de otros dos goles en el primer tiempo, el primero a través del volante Sergio Klingender cuyo zurdazo impresionante pasó rozando el travesaño, a los 27 minutos. 

Cepellini se perdió a los 32 minutos otra jugada de gol.

A los 45 fue el turno de Maxi Pérez pero su disparo salió apenas desviado. Cerro la había sacado barata en el primer tiempo. 

Cerro imprime presión

En la segunda fracción, por obvias razones el once guaraní imprimió presión pero con la visita al acecho para el contragolpe. 

El técnico colombiano del 'Ciclón de Barrio Obrero' procedió a realizar algunos cambios. Permitió, entre otros, el ingreso de Jorge González por el defensa Joel Jiménez.

A los 74 minutos se produjo el gol del empate, por intermedio de Oviedo tras un pase perfecto desde la derecha del volante Rojas hacia el segundo palo.

Rojas ganó la marca y le pasó un centro a Oviedo quien, de cabeza, con el parietal derecho, perforó la red de Berbia.

Los ánimos en el rebelde equipo visitante se desinflaron y, si bien tentaron algunos ataques, estos no tuvieron el efecto deseado.

Otro centro de Jorge Rojas se produjo en ese interín desde la derecha. Otra vez el Boston fue sorprendido. En tres minutos cambió el destino del partido. 

El gol fue anotado esta vez por el defensa  Santiago Molina, conquista que hizo explotar el estadio Defensores del Chaco.

A los 90 minutos, despues de mucho tiempo el Boston tuvo una clarisima: Guillermo Fratta hizo un pase al recién ingresado Federico Rodríguez que en el mano a mano marró una oportunidad magnífica para emparejar el marcador.

AFP