Jueza aceptó extradición del capo narco italiano Morabito

La jueza del crimen organizado, Dolores Sánchez, aceptó la extradición del italiano Rocco Morabito a pesar de la postura contraria de la defensa y de la fiscalía.

Actualizado: 09 de marzo de 2018 | Por: Redacción 180

Jueza aceptó extradición del capo narco italiano Morabito

Rocco Morabito (Unicom)

Morabito fue detenido en Montevideo el 2 de setiembre del año pasado en una operación que contó con la colaboración de las autoridades italianas.

En Uruguay fue acusado y procesado por falsificación de documentos pero en Italia está condenado en ausencia por tráfico de drogas y vinculación al crimen organizado. La pena que le corresponde es de 30 años de prisión.

El abogado de Morabito, Víctor Della Valle, ya le anunció al diario El País que apelará la decisión de la jueza Sánchez y no está claro qué hará el fiscal Luis Pacheco, quien también planteó en el proceso que no correspondía conceder la extradición.

La defensa se opuso con el argumento de que el juicio contra Morabito en Italia fue en rebeldía y esa “circunstancia vulnera el orden interno e internacional previsto en nuestra Constitución y en los Pactos Internacionales”. Además expresó que si se otorgaba la extradición, se hiciera “bajo la condición de que las autoridades judiciales italianas se comprometen a realizar un nuevo proceso”, con la presencia de Morabito.

Según explica en la sentencia a la que accedió 180, la jueza basó su decisión en jurisprudencia que reconoce que las sentencias condenatorias extranjeras no deben quedar sometidas a requisitos formales del sistema interno, en este caso el uruguayo.

“Aún cuando en nuestro país está vedado el juicio en rebeldía, tal extremo no obstaculiza la extradición, primero porque no se encuentra previsto en el Tratado de Extradición de 1879 entre Italia y Uruguay, cuando ya nuestro país contaba con el impedimento constitucional de juicio penal en rebeldía ( art. 112 de la Constitución de 1830) y sin embargo no tuvo en cuenta tal norma para negarse a la entrega de un sujeto que hubiere sido condenado en rebeldía. Por el contrario nuestro país se comprometió a la entrega de los condenados por los Tribunales italianos una vez que se exhiba original o copia auténtica de la sentencia condenatoria del reo expedida por autoridad competente con las formas prescriptas en la legislación de dicho país requirente ( art. 6° de la Convención)”, afirma la jueza.

El italiano pertenece a uno de los clanes más antiguos de la N´drangheta, la mafia calabresa, y fue conocido en los 90 como el “rey de la cocaína de Milan”. Después de ser arrestado en Italia se fugó y la justicia italiana le perdió la pista hasta su aparición el año pasado en Uruguay. Morabito estaba instalado hace años en Punta del Este bajo la identidad falsa de Francisco Antonio Capeletto Souza.

Noticias relacionadas