“Marte podría haber tenido océanos y potencialmente vida antes de la Tierra”

La corteza sólida de Marte se formó muy rápidamente tras el nacimiento del sistema solar, según un estudio publicado el miércoles, que sugiere que las condiciones necesarias para la emergencia de la vida podrían haber aparecido muy pronto en el planeta rojo.

Actualizado: 01 de julio de 2018 —  Por: Redacción 180

“Marte podría haber tenido océanos y potencialmente vida antes de la Tierra”

NASA

Para tener agua líquida en un planeta, se necesita una superficie sólida y, por tanto, una corteza. "Nuestros resultados indican que Marte podría haber tenido océanos y potencialmente vida antes de la Tierra", declaró a la AFP Martin Bizzarro, del Museo de Historia Natural de Dinamarca en Copenhague, coautor del estudio publicado en la revista Nature. 

Un meteorito marciano, NWA 7034, encontrado en el desierto del Sáhara y apodado Black Beauty, permitió descifrar una parte del misterio en torno al primer periodo de Marte.

Siete granos de zircón, un mineral duro que sobrevive a los diferentes procesos geológicos, fueron extraídos de una minúscula muestra de ese meteorito y estudiados por un equipo de investigadores que fechó su cristalización. 

"Hemos podido determinar que la cristalización de la superficie de Marte fue extremadamente rápida: solamente 20 millones de años tras la formación del sistema solar, que se produjo hace 4.567 millones de años, Marte tenía una corteza sólida, que podía albergar océanos y quizá también la vida", según Bizzarro. 

Esos resultados contrastan con "los modelos actuales según los cuales la solidificación del planeta tardó hasta 100 millones de años", explica. "Esos nuevos datos amplían considerablemente el periodo en el que la vida pudo haber existido en Marte". 

Los investigadores aseguran que los zircones marcianos descubiertos son "unos 100 millones de años más viejos que los zircones terrestres más antiguos" (4.370 millones de años). 

El hallazgo en 2011 de Black Beauty, que pesaba 319,8 gramos, suscitó mucho interés entre la comunidad científica. Un gramo se vendía por 10.000 euros, recuerda Bizzarro. 

El Museo de Historia Natural de Dinamarca adquirió 44 gramos del meteorito, gracias a diversos apoyos. Cinco de esos gramos fueron aplastados para permitir extraer los siete zircones del estudio. 

(AFP)