Iglesia denuncia financiamiento internacional para despenalizar el aborto

La Conferencia Episcopal del Uruguay acusó a los legisladores que impulsan proyectos para la despenalización del aborto de estar financiados por grupos internacionales. Así lo confirmó a No toquen nada el diputado Fernando Amado que estuvo este martes como invitado en la Comisión de Salud de la Cámara de Senadores donde delegaciones de diversas organizaciones fueron a dar su punto de vista.

Actualizado: 30 de Noviembre de 2011 | Por: Redacción 180

Según contó Amado, después de la presentación de la Conferencia Episcopal tanto él, como los senadores Ernesto Aggazzi, del Frente Amplio, y Alfredo Solari, del Partido Colorado, rechazaron de forma tajante la idea.

“Sin ninguna base documental o científica probatoria lo que planteó fue que todos los que promovíamos proyectos despenalización del aborto no respondíamos a una intención individual sino a una especie de complot internacional organizado desde hace mucho tiempo para implantar el aborto. Por detrás de este complot, en realidad, (decían) que había fundaciones muy importantes, de mucho poder económico”, explicó Amado.

Por su parte, Solari afirmó que él está de acuerdo con la idea de que hay vida desde el momento de la concepción y que se opone a despenalizar el aborto. Sin embargo dijo que desde la Conferencia Episcopal “no se presentó absolutamente ninguna prueba, se hizo referencia a las reuniones en tal lado y en tal otro, a manifestaciones, pero son todas cosas de la década del 60 y 70. Hace medio siglo, el mundo cambió, aparecieron pastillas anticonceptivas, la mujer se incorporó al mercado de trabajo, apareció el Misoprostol, el mundo cambió”.

La Conferencia Episcopal estuvo representada por su secretaria ejecutiva, Gabriela López, y por Víctor Guerrero. López dijo a No toquen nada que ellos creen en al buena fe de los legisladores. Consideró que las estrategias internacionales a favor del aborto, que ellos denuncian, están “muy bien pensadas. A veces caen en la buena fe de las personas”, afirmó.