José Benítez

El acuerdo sin versión y las versiones del acuerdo

Diputados de la Comisión Investigadora del Financiamiento de Partidos Políticos hicieron una reunión privada y sin versión taquigráfica, acordaron no citar a actores políticos o ex presidentes. Luego que publicamos la información, la diputada Graciela Bianchi confundió una nota periodística con las repercusiones en redes sociales, nos acusó de “periodistas militantes” y varios diputados en la Comisión dijeron que queremos embarrar la cancha.

Actualizado: 09 de marzo de 2018 | Por: José Benítez

Los datos de la información que dimos al aire en No toquen nada y que se publicaron en 180 salieron de la versión taquigráfica de la Comisión Investigadora del Financiamiento de los Partidos Políticos de la Cámara de Diputados (ese es el nombre corto, el largo es insoportable) del 22 de febrero.

Todo empezó con una discusión de Alejandro Sánchez y Graciela Bianchi sobre la posibilidad de citar a gremiales arroceras por el caso de Aire Fresco.

En esa sesión, la diputada Graciela Bianchi comentó: “No tengo ningún problema, pero no sé si el diputado Sánchez estuvo en la reunión que hicimos especialmente solos, todos, para ponernos de acuerdo qué límites íbamos a poner a esto y evitar… Si usted estuvo presente, me parece que nos estamos corriendo de lo que decidimos. Entonces, no tengo problema de discutir eso otra vez, pero hasta ahí lo digo y nada más porque hoy hay versión taquigráfica”.

Luego, el diputado Alfredo Asti decía lo siguiente: “En cuanto a replantear límites, creo que los que nos fijamos en la reunión que hicimos sin versión taquigráfica tenían que ver con no involucrar a actores políticos, ya que ello podría, de alguna manera -lo dijimos muchas veces-, afectar a todo el sistema político y no a las patologías que queremos atacar en este tema. Ese era el límite; creo que otro tipo de límite no nos habíamos puesto”.

El 23 de febrero, en No toquen nada dijimos exactamente lo que pasó. La nota de 180 cita textuales a los diputados y no agrega nada más sobre este tema. Unos días después Bianchi aclaró en twitter:

 

 

Luego, entrevistamos al diputado Adrián Peña, denunciante en la Comisión, y manifestó que estuvo en esa reunión privada pero que “lo que se habló fue de no citar por citar, de ser responsables en el trabajo legislativo, no mediatizar". "Estamos todos de acuerdo”, dijo. También señaló: “yo no creo que haya habido un acuerdo, ni se votó. (...) no actuar de manera irresponsable, se dijo de los ex presidentes, la investidura presidencial. Si hay elementos contundentes, sí. Pero si no, no imponerlo”.

Esta nota también fue publicada en 180.

Hasta ahí el tratamiento que le dimos al tema.

La primera nota que publicamos y su repercusión en redes sociales, generó que en la Comisión se tocara el tema en dos sesiones diferentes. Allí se señaló por parte de la mayoría de los diputados que hablaron que no hubo un “pacto”, sino un “criterio de trabajo” para no citar a ex presidentes y cuidar la institucionalidad. Estas son algunas de las opiniones que expresaron en esa sesión sobre la nota que publicamos:

Graciela Bianchi: “nos dicen chantas. Dije que no iba a utilizar la ley de violencia de género  tendría una pena más grave, pero sí voy a usar el Código Penal”.

Graciela Bianchi: “Esto lo viví; acá hay muchos que vivimos los meses y los años previos a la dictadura, por razones de edad. Toda esta cosa en contra de la democracia venía de sectores realmente interesados en quebrar la democracia”.

Alfredo Asti: “No hay duda de que aquí hay intenciones de crear un circo romano contra todo el sistema político”.

Elisabeth Arrieta: “no ensucia a los miembros de esta Comisión, sino al sistema político en su conjunto. Ensucia a la propia Cámara de Representantes y, por lo tanto, al Poder Legislativo y tenemos la obligación de cuidarlo”.

Las versiones taquigráficas completas de los días 26 de febrero y 5 de marzo están a disposición.

En ellas queda en evidencia la ausencia de capacidad, o de voluntad, de separar el contenido de la nota publicada de los comentarios que generó en redes sociales. Se atribuyen al medio los descalificativos cotidianos de las redes sociales.

Bienvenidas las críticas a nuestra forma de hacer periodismo. Pero en este caso publicamos lo que los legisladores dijeron en Comisión.

Esta Comisión investiga a los partidos políticos, son ellos investigándose a sí mismos, deberían extremar el cuidado por la transparencia. Los criterios utilizados para elegir a los invitados se discutieron en una reunión privada, por ende, reservada a los que participaron en esa reunión. Con el agravante de que cuando sale a la luz en una reunión con versión taquigráfica, primero dicen que acordaron no citar “actores políticos”, luego aclaran que son “presidentes y ex presidentes”. Y lo verdaderamente perjudicial para el sistema democrático no es que esto se haga público sino que la reacción inmediata de los diputados sea soltar la lanza de Pluna y Ancap por un lado y la de la década de los 90 por el otro, para, todos juntos, ponerse bajo el paraguas del corporativismo.

No ensuciamos a nadie. No todos los políticos actúan por interés personal, buena parte de ellos lo hacen porque están convencidos de una idea, de un proyecto de país y dan pelea por eso. Pero eso no le da a la clase política el monopolio de la defensa de la democracia. No pongan a las instituciones como escudo de su falta de transparencia.



Las opiniones vertidas en las columnas son responsabilidad de los autores y no reflejan necesariamente posiciones del Portal 180.